Frijol en Argentina: Aprende el nombre que se le da a esta legumbre en el país

Si te preguntas cómo se le llama al frijol en Argentina, estás en el lugar indicado. Sabemos que es frustrante no conocer el término adecuado cuando se trata de alimentos utilizados en diferentes países. En Argentina, el frijol es conocido como poroto, y entendemos lo importante que es para ti conocer esta información para poder disfrutar de tus recetas favoritas sin confusiones. ¡Sigue leyendo y descubre más sobre los porotos argentinos!

Frijol en Argentina: Descubre cómo se le llama y sus usos en la cocina argentina

En Argentina, el frijol es conocido por varios nombres, siendo el más común «poroto». El poroto es una leguminosa de la especie Phaseolus vulgaris, también conocida como alubia o caraota en otros países. Este versátil ingrediente es muy apreciado en la cocina argentina debido a su sabor y textura.

El poroto argentino es utilizado en una amplia variedad de platos tradicionales. Una de las preparaciones más populares es la clásica «olla de porotos», un guiso delicioso y reconfortante que se elabora con porotos, panceta, chorizo y verduras. Este plato es perfecto para los días fríos y es muy nutritivo.

Otro uso común del poroto en Argentina es en la preparación de empanadas. Las empanadas de porotos son una opción vegetariana muy sabrosa y saludable. Se cocinan los porotos, se los machaca y se los mezcla con cebolla, ají y condimentos, para luego rellenar las empanadas. Este relleno es muy versátil y se puede combinar con otros ingredientes como queso y espinacas.

Además de estos platos tradicionales, el poroto también se utiliza en ensaladas, sopas y como acompañamiento de carnes. Su versatilidad en la cocina argentina lo convierte en un ingrediente muy apreciado y utilizado en todo el país.

Si estás buscando comprar frijoles en Argentina, puedes encontrarlos en supermercados, tiendas de alimentos a granel y mercados locales. Existen diferentes variedades de porotos, como el poroto negro, el poroto rojo y el poroto blanco, cada uno con sus propias características y usos culinarios.

Frijol: ¿Cómo se dice en Argentina, Chile y Venezuela? Descubre las diferentes formas de llamarlo en estos países

En Argentina, el frijol es conocido por diferentes nombres dependiendo de la región. En el Norte del país, se le llama «poroto» y es muy popular en la gastronomía local. El poroto argentino, también conocido como «alubia», es una variedad de la especie Phaseolus vulgaris, que se cultiva en distintas regiones del país.

En Chile, el frijol se conoce como «poroto» al igual que en Argentina, pero también se le llama «caraota». La caraota chilena es muy apreciada por su sabor y su versatilidad en la cocina. Es común encontrarla en platos tradicionales como el charquicán o el porotos con riendas.

Por otro lado, en Venezuela se le llama «frijol» y es un ingrediente esencial en la dieta diaria de los venezolanos. Los frijoles venezolanos son muy valorados por su sabor y su forma de preparación. Se utilizan en platos típicos como el pabellón criollo o las hallacas.

  Cuantas calorías tiene un torrezno de Soria: descubre el contenido calórico de este delicioso manjar de la gastronomía española

Frijol en otros países latinoamericanos: ¿Cuál es su nombre?

En otros países latinoamericanos, el frijol es un ingrediente esencial en la cocina tradicional y se le conoce con diferentes nombres. En Argentina, el frijol es conocido como «poroto» y es ampliamente utilizado en platos típicos como la famosa «parva» y el guiso de porotos. Los argentinos son grandes consumidores de esta leguminosa, ya que es una excelente fuente de proteínas y fibra.

En Venezuela, el frijol se llama «caraota» y es un alimento muy popular en la dieta diaria de los venezolanos. La caraota es utilizada en la preparación de platos como el pabellón criollo, una deliciosa mezcla de arroz, carne mechada, plátano maduro y caraotas negras. Estos frijoles son conocidos por tener un sabor intenso y una textura suave.

En otros países como Colombia y México, el frijol es conocido simplemente como «frijol». En Colombia, los frijoles son un alimento básico y se utilizan en la preparación de platos como el famoso «ajiaco» y la «bandeja paisa». En México, los frijoles son un elemento fundamental en la dieta mexicana y se utilizan en la preparación de platos como los tacos, las quesadillas y los frijoles refritos.

Es interesante notar cómo, a pesar de los diferentes nombres, el frijol es un alimento ampliamente consumido en toda Latinoamérica. Independientemente de la forma de preparación o del nombre que se le dé, el frijol es una excelente fuente de nutrientes y sabor. Si estás interesado en comprar frijoles, puedes encontrar una gran variedad en el mercado, desde los tradicionales frijoles negros hasta los frijoles rojos y pintos. ¡Disfruta de la versatilidad y el sabor de esta leguminosa en tus preparaciones favoritas!

Frijoles: ¿Cuál es el otro nombre que reciben estos deliciosos granos?

Los frijoles, esos deliciosos granos que forman parte de la cocina de muchos países, son conocidos por diferentes nombres alrededor del mundo. En Argentina, se les conoce como «poroto», un nombre que ha sido popularizado en la región y que es ampliamente utilizado en la gastronomía local.

El poroto, o frijol argentino, es una variedad de la planta Phaseolus vulgaris, que pertenece a la familia de las leguminosas. Esta legumbre es muy apreciada en Argentina por su sabor y versatilidad en la cocina.

Cuando nos referimos a los frijoles argentinos, estamos hablando de una alubia o caraota que se cultiva en diferentes regiones del país. Estos frijoles tienen un tamaño mediano y una forma ovalada, y se pueden encontrar en diferentes colores, como blanco, negro o rojo.

En cuanto a su forma de preparación, los frijoles argentinos se pueden cocinar de diversas maneras. Se pueden utilizar en guisos, sopas, ensaladas o como acompañamiento de platos principales. Se pueden preparar en forma de puré o utilizarlos en la preparación de rellenos para empanadas u otras recetas tradicionales.

Los frijoles argentinos son muy populares en Argentina, pero también se consumen en otros países de América Latina y en algunas regiones de España. Su sabor y textura los convierten en un ingrediente muy versátil en la cocina, capaz de darle un toque especial a cualquier plato.

Si estás interesado en comprar frijoles argentinos, puedes encontrarlos en tiendas de alimentos especializadas o en supermercados que cuenten con una sección de productos internacionales. Asegúrate de seguir las instrucciones de preparación para poder disfrutar al máximo de su delicioso sabor.

¿Qué serían los frijoles? Descubre su origen, variedades y beneficios para la salud en esta completa guía

Los frijoles, conocidos también como porotos en algunos países de América Latina, son uno de los alimentos más populares y consumidos en Argentina. Se trata de una leguminosa perteneciente a la especie Phaseolus vulgaris, y su nombre científico hace referencia a su forma característica de grano. Estos granos pueden variar en color, tamaño y textura, lo que ha dado lugar a diversas variedades de frijoles.

  ¡Increíble! Precios de membrillo Mercadona que te sorprenderán

En Argentina, la alubia o caraota es la variedad de frijol más comúnmente consumida. Se caracteriza por su forma ovalada y su color oscuro, y es muy apreciada por su sabor y su textura suave. Los frijoles argentinos son conocidos por su versatilidad en la cocina y su capacidad para adaptarse a diferentes formas de preparación. Se pueden utilizar en la elaboración de platos tradicionales como las empanadas, las cazuelas y los guisos, pero también son un ingrediente popular en ensaladas y como guarnición.

Además de ser deliciosos, los frijoles también ofrecen numerosos beneficios para la salud. Son una excelente fuente de proteínas vegetales, lo que los convierte en una opción ideal para vegetarianos y veganos. También son ricos en fibra dietética, lo que favorece el tránsito intestinal y contribuye a mantener un sistema digestivo saludable. Los frijoles contienen una amplia variedad de vitaminas y minerales, como hierro, magnesio, zinc y ácido fólico, que son esenciales para el correcto funcionamiento del organismo.

Frijoles Para Qué Sirve? – Beneficios Del Poroto O Frijoles Para Tu Salud Y Belleza

Preguntas Frecuentes – FAQs

¿Cuál es el nombre local que se le da al frijol en Argentina?

En Argentina, el frijol es conocido como «poroto». El término «poroto» proviene del quechua «purutu» y es utilizado en todo el país para referirse a esta legumbre. El poroto es un alimento muy popular en la cocina argentina y se utiliza en una amplia variedad de platos tradicionales.

En Argentina, se cultivan diferentes variedades de porotos, como el poroto negro, el poroto blanco y el poroto rojo. Cada variedad tiene sus propias características y se utiliza en diferentes preparaciones.

El poroto negro es muy utilizado en la cocina argentina para hacer guisos y sopas. También se utiliza en la preparación de empanadas y humitas. Es un poroto de sabor intenso y textura cremosa.

El poroto blanco, por su parte, es utilizado para hacer locro, una comida típica de la región norte del país. También se utiliza en guisos y ensaladas. Es un poroto de sabor suave y textura firme.

El poroto rojo se utiliza principalmente en la preparación de la salsa criolla, una salsa picante y sabrosa que acompaña a muchos platos tradicionales argentinos. También se utiliza en guisos y ensaladas. Es un poroto de sabor intenso y textura suave.

El poroto es una legumbre muy nutritiva y versátil. Es rico en proteínas, fibra y vitaminas del complejo B. Es una fuente de minerales como el hierro, el calcio y el potasio. Se puede utilizar en una gran variedad de platos, desde sopas y guisos hasta ensaladas y salsas.

¿Existen variedades específicas de frijoles cultivadas en Argentina?

Sí, existen variedades específicas de frijoles cultivadas en Argentina. El frijol es un alimento básico en la dieta argentina y se cultiva en diferentes regiones del país. Aunque no es tan popular como otros cultivos, como el trigo o la soja, la producción de frijoles ha ido en aumento en los últimos años.

En Argentina, se cultivan principalmente dos variedades de frijoles: el frijol negro y el frijol blanco. Estas variedades son apreciadas por su sabor y su textura, y se utilizan en una variedad de platos tradicionales argentinos.

El frijol negro, también conocido como «frijol carioca», es de color oscuro y tiene un sabor fuerte y terroso. Se utiliza en platos como la locro (un guiso a base de maíz y carne de cerdo), las empanadas y el humita (una especie de tamal de choclo). El frijol negro también se consume en forma de puré, como acompañamiento de carnes y otras preparaciones.

El frijol blanco, por otro lado, es más suave en sabor y tiene una textura cremosa. Se utiliza en platos como el guiso de lentejas, las sopas y las ensaladas. También se puede utilizar para hacer hummus y otras pastas untables.

Además de estas variedades tradicionales, también se están cultivando variedades de frijoles de colores en Argentina. Estas variedades incluyen frijoles de colores como rojo, marrón y moteado. Estos frijoles son apreciados por su aspecto visualmente atractivo y también se utilizan en una variedad de platos.

¿Dónde puedo encontrar frijoles en Argentina para comprar?

En Argentina, los frijoles son un alimento muy popular y se pueden encontrar en diferentes lugares para su compra. Aquí te mencionaré algunas opciones:

  1. Supermercados: Los supermercados son el lugar más común para encontrar frijoles en Argentina. Puedes visitar cadenas de supermercados como Carrefour, Coto, Walmart, Jumbo, entre otros. Por lo general, los frijoles se encuentran en el pasillo de granos y legumbres, junto a otros productos similares.
  2. Mercados locales: En muchas ciudades de Argentina, existen mercados locales donde se venden productos frescos y a menudo se encuentran frijoles. Estos mercados son una buena opción si prefieres productos frescos y de agricultores locales. Algunos ejemplos de mercados en Buenos Aires son el Mercado de San Telmo y el Mercado de Abasto.
  3. Tiendas de productos naturales: En las tiendas de productos naturales o dietéticas, también podrás encontrar frijoles. Estas tiendas suelen tener una selección más amplia de productos orgánicos y saludables, por lo que es un buen lugar para encontrar diferentes variedades de frijoles, como por ejemplo, frijoles negros, frijoles rojos, frijoles blancos, entre otros.
  4. Venta en línea: Actualmente, muchas tiendas en Argentina ofrecen la opción de comprar productos en línea y recibirlos en tu hogar. Puedes buscar tiendas en línea que se especialicen en alimentos o legumbres, y seguramente encontrarás frijoles disponibles para su compra.
  Cómo ser vegano por accidente: una guía completa para adoptar un estilo de vida vegano sin darte cuenta

Recuerda que la disponibilidad de frijoles puede variar según la región y la temporada, por lo que es posible que encuentres más opciones en algunas áreas que en otras. Es importante leer las etiquetas y verificar la calidad de los frijoles antes de comprarlos. ¡Espero que encuentres los frijoles que estás buscando y disfrutes de su sabor y beneficios para la salud!


  • El frijol rojo de seda típico de El Salvador en tu casa con la de calidad de Goya
  • Disfrútalo en una fantástica frijolada, como parte de un auténtico gallo pinto, frijoladas o como guarnición de lujo para tus asados
  • En Goya realizamos una cuidada selección de las mejores legumbres para llevarte a casa un producto sobresaliente
  • El frijol rojo de seda es un alimento rico en proteínas, hierro y calcio; intégralo en tu dieta para mantener una alimentación equilibrada

  • Disfruta en casa del genuino frijol rojo pequeño latino Goya una excelente fuente de proteína vegetal
  • Sólo seleccionamos legumbres de primerísima calidad para llevarte a casa un producto sobresaliente
  • El frijol rojo pequeño es una gran fuente de antioxidantes, fibra, hierro, calcio y vitamina C
  • Incorpóralo en tus recetas de siempre; disfruta de su sabor y su gran versatilidad utilizándolo como acompañamiento de tus carnes y arroces o como plato principal